bcorp

La revolución de las empresas conscientes

Compartir en facebook
Compartir en linkedin
Compartir en twitter
Compartir en email

«El ejemplo personal y la acción colectiva de miles de compañías está permitiendo trascender la visión cortoplacista de la empresa», escribe Pablo Sánchez, de BCorp Spain.


Platón afirmaba que «de noche, especialmente, es hermoso creer en la luz». Efectivamente, vivimos tiempos de urgencia y es más necesario que nunca contagiar optimismo para revertir los ideales y valores que nos han traído hasta aquí.

Aun siendo conscientes de los enormes desafíos que tenemos por delante, cada vez más personas y empresas están aportando esa luz y consciencia sobre el rol transformador de la empresa en la sociedad. No es en absoluto obvio pensar que la empresa y el propio mercado pueden ser el espacio donde se generen soluciones a los retos sociales y medioambientales presentes y futuros. Pero el ejemplo personal —sí, el ejemplo— y la acción colectiva de miles de compañías está permitiendo trascender la visión reduccionista y cortoplacista de la empresa.

Esta revolución empresarial tiene un nombre: la revolución del propósito. Hoy, las compañías empiezan a definirse a ellas mismas desde su propósito. El otro día, en una reunión con una de ellas, lo primero que me contaron no fue cómo habían incrementado sus ventas ni en qué nuevos mercados estaban operando, sino que me compartían con brillo en los ojos cuántas comidas habían salvado y, de ese modo, evitado desperdicio alimentario. Ese propósito contagiaba ilusión y unía al equipo, animados por lograr no solo un éxito para la compañía, sino un beneficio social y ambiental.

Efectivamente, las empresas ya no solamente centran su éxito en los resultados económicos, sino que cada vez más están orientadas a generar un triple impacto positivo a nivel social, ambiental y económico. Pero ¿cuál es la mejor forma de lograrlo? La respuesta está en medir, evaluar y mejorar su desempeño, apostando por la transparencia y siendo conscientes de cómo contribuyen al desarrollo social, la igualdad y la inclusión, aspectos cada vez más importantes para los accionistas. Un cambio de paradigma que también se verá reflejado de forma positiva en los resultados económicos, teniendo en cuenta que la ciudadanía y actores de mercado son cada vez más responsables y conscientes, por lo que demandan un tipo de productos, servicios y compañías acorde con ello.

Con #SerB, la campaña que iniciamos el pasado mes de marzo, invitamos a la ciudadanía a reconocer el poder individual de cada una de nuestras acciones y a formar parte del cambio. Si actuamos juntos —empresas, trabajadores, inversores, académicos, reguladores, y la ciudadanía en general—, conseguiremos mayores progresos para el bienestar de todos y de nuestro planeta. Es el momento de actuar. ¿Te unes a marcar la diferencia?


Pablo Sánchez es director ejecutivo de B Lab Spain, la organización que impulsa el movimiento B Corp en España.

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Igluu, con su consentimiento, tratará sus datos para enviarle la newsletter. Para el envío se utiliza MailChimp, ubicado fuera de la UE pero acogido en US EU Privacy Shield. Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación o limitación, entre otros, según indicamos en nuestra Política de privacidad.